Las plantas suculentas o crasas, y los cactus son conocidos y apreciados por su fácil cuidado y su larga duración. Son plantas de moda, porque dan vida a cualquier ambiente con un mínimo esfuerzo

Mostrando todos los resultados 22

La familia de las plantas Suculentas comprende, nada menos, que 8.000 especies diferentes, y comprende a las plantas crasas, y a los cactus.

Se caracterizan porque almacenan gran cantidad de agua en sus hojas y tallos, lo que les permite pasar largas temporadas sin riego, digamos que se autoabastecen.

Son plantas que se pueden dar en interiores con mucha luz, por lo que son un regalo perfecto como planta de interior o también son un complemento ideal para tu terraza o jardín, ya que también se dan perfectamente en como plantas de exterior, pudiendo adaptarse a condiciones climáticas muy áridas.

Cuidados de las plantas suculentas

Estas plantas necesitan muy pocos cuidados, pero con estos sencillos consejos aprenderás a cuidar tus plantas suculentas y hacer que crezcan fuertes y sanas.

Son plantas que necesitan muy poca agua, porque pueden absorber la humedad del ambiente y retenerla en sus tallos y hojas pulposas. Por ello no es necesario regarlas frecuentemente. En invierno pueden regarse cada quince dias, y en verano una vez por semana, pero sólo cuando la tierra está seca.

Los cactus y suculentas necesitan mucha luz, aunque no se deben exponer al sol directo y menos recién plantadas, ya que puede deshidratarlas y quemarlas. También se recomienda girarlas de vez en cuando ya que las suculentas tienden a inclinarse hacia el sol, y así evitaremos que vayan creciendo torcidas.

Con respecto a la tierra, los cactus y crasas no requieren muchos minerales ni nutrientes, pero lo que sí es importante es que sea una tierra que no acumule el agua, y que tenga un buen drenaje. Lo ideal para plantar suculentas es una maceta con sustrato para cactus, o así que una mezcla de tierra con arena o perlita.

Siguiendo estos consejos mantendrás tus suculentas y cactus hermosas y saludables.